A una semana de haberse emitido una carta dirigida al Midis, las organizaciones indígenas que la suscribieron aún no tienen respuesta al pedido de inclusión de las comunidades nativas al bono por la pandemia del coronavirus. Ante este hecho, el presidente del ECA Amarakaeri, Walter Quertehuari, expresa su molestia e indignación, indicando que es un acto de exclusión.

ECA Amarakaeri, 1 de abril 2020.- A una semana de haberse suscrito una carta dirigida al Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis), las organizaciones indígenas aún no tienen respuesta al pedido de inclusión de las comunidades nativas al bono de subsidio monetario de 380 soles por la pandemia del coronavirus.

Ante ese hecho, el presidente del ECA Amarakaeri, Walter Quertehuari, expresó su indignación y molestia por la falta de respuesta a dicha petición, indicando que es un acto de exclusión.

Pues, a pesar de la situación de vulnerabilidad de las comunidades, estas aún no son consideras como beneficiarias al subsidio monetario. Pese que la carta se cursa también al Ministerio de Cultura y al Gobierno Regional de Madre de Dios no se toma en consideración a la población indígena.

“El beneficio es discriminatorio. Pues, solo algunos han podido acceder al bono monetario de 380 soles. Las comunidades nativas, al ser consideradas como población vulnerable y de extrema pobreza, deben estar incluidas. Ya inició la segunda fase de la cuarentena, y nuestro pedido sigue sin respuesta”, manifestó indignado el líder indígena.

Por otro lado, lamentó la grave situación que está provocando el también llamado COVID-19, que hasta la infectó a más de mil peruanos. Además, mencionó que las comunidades vienen actuando bajo su autonomía, cerrando el paso a terceros que podrían llevar el virus.

“Sería preocupante que esta enfermedad llegue a nuestras comunidades, porque en la mayoría de ellas hay carencia de servicios básicos. Una de las medidas que hemos tomado desde el ECA Amarakaeri es la elaboración y difusión de materiales informativos en las tres lenguas originarias: harakbut, yine y matsiguenka, aparte del castellano”, resaltó.

Como se recuerda, la carta fue emitida el pasado 25 de marzo y fue suscrita por tres organizaciones: ECA Amarakaeri, la Federación Nativa del río Madre de Dios y Afluentes (Fenamad) y la Asociación Nacional de Ejecutores del Contrato del Perú (ANECAP).